7 grandes principios (inmutables) del entrenamiento


Preparación Física Jugador y Entrenador Planificación

 

 

7 grandes principios (inmutables) del entrenamiento

 

El entrenamiento es un medio para mejorar las cualidades físicas y el desempeño.

Ahora bien, el tiempo de entrenamiento es limitado, entonces es necesario utilizarlo bien y optimizarlo al máximo. 

Para esto se recomienda planificar y programar los entrenamientos.

Y para que esta planificación sea coherente y eficaz, hay que tomar en cuenta ciertos principios.

Esos principios han sido creados en función de las constataciones de terreno y de experimentaciones obtenidas por los entrenadores en los entrenamientos a lo largo de muchos períodos…

Esos principios son llamados “ fundamentales “, se deben respetar y aplicarse cuando se desea optimizar los desempeños de los jugadores minimizando el riesgo de heridas.

Son también “generales” porque son comunes a la mayoría de las disciplinas, en todos los dominios del entrenamiento y en todas las etapas de la evolución del desempeño (Principiante, Confirmado, Alto Nivel).

De alguna manera ellos son “inmutables”.

 

¿Por qué son principios inmutables?

Ningún investigador, ningún preparador físico o entrenador, cualquiera sea su disciplina, ha puesto en entredicho (al parecer) estos principios de entrenamiento.

Ellos son usados por todo el mundo y “funcionan” para todos

 


He aquí 7 grandes principios del entrenamiento 

 

EL PRINCIPIO DE PROGRESIVIDAD

Hay que aumentar la carga de entrenamiento de manera progresiva para mejorar.

Si usted propone siempre lo mismo, sin progreso ni aumento de la carga, no habrá progreso.

Si usted aumenta demasiado rápido la carga, hay riesgo de herida…

Entonces, hay que aumentar la carga progresivamente.

Por ejemplo, usted puede “jugar” con uno de los componentes del entrenamiento tales como la intensidad o el volumen para aumentar la carga.

 

 

EL PRINCIPIO DE CONTINUIDAD

Hay que practicar regularmente para progresar.

Es más eficaz entrenar un poco frecuentemente que mucho una sola vez. Eso cuenta para la semana, el mes, el año…

Igualmente, si uno se detiene algunas semanas, las pérdidas serán  importantes (se retrocede rápidamente) y harán falta varios meses para recuperar el nivel…

 


EL PRINCIPIO DE VARIEDAD

Hay que aportar cosas nuevas regularmente para continuar progresando.

El organismo se adapta rápidamente. Si no se le propone nada nuevo, si uno no lo “empuja”, no habrá progreso.

“Las cargas de entrenamiento uniformes conducen rápidamente a un estancamiento en el mejoramiento del desempeño”, Weineck, Biología del Deporte, 1992.

 

 

EL PRINCIPIO DE ALTERNACIÓN TRABAJO / DESCANSO

Hay que entrenar para progresar pero igualmente recobrarse!

El gran preparador físico suizo J-P Egger dice: “mientras más fuerte picas, más fuerte debes recuperarte”…

 

 


EL PRINCIPIO DE ESPECIFICIDAD

 La carga específica se define por la analogía más o menos grande (el parecido) de los ejercicios que componen la carga de entrenamiento con el juego.

Hay que proponer entrenamientos específicos regularmente para producir los efectos más importantes.

Por ejemplo, proponer un “esfuerzo especial de partido” intermitente tendrá más efectos que proponer un footing largo y lento…

Trabajar la fuerza de los bíceps tendrá menos efectos que trabajar los isquiones de las piernas y los glúteos (ellos son mucho más solicitados en los juegos que los bíceps) 

Esto no quiere decir que no hay que hacer footing largo y lento de vez en cuando o un refuerzo de los brazos…

 

 


EL PRINCIPIO DE INDIVIDUALIZACIÓN 

Siempre hay que tener en cuenta las necesidades del jugador y de sus capacidades para producir los efectos más importantes.

No se propondrá el mismo trabajo a un lateral muy rápido pero que carece de algo de fuerza que a un centro delantero que es muy “fuerte” pero que le falta velocidad…

No se propondrá el mismo trabajo a un jugador de 12 años o de 18 años, que a un jugador de élite o de distrito, a una chica o a un chico…

También hay que tener en mente que cada persona es diferente y que todos los cambios psicológicos derivados de la actividad física dependen del bagaje genético, del pasado deportivo del jugador, de sus hábitos de vida,…

Individualizar el trabajo es esencial (pero no siempre fácil cuando un entrenador o un preparador físico debe guiar solo a una veintena de jugadores…).

 

 

EL PRINCIPIO DE CARGA ÚTIL

Para ser interesado y eficaz, una carga de entrenamiento debe ser suficientemente elevada y  pasar un umbral que no puede estar más que en relación con el deportivo en sí y con el estado de su forma. 

Existe una “carga óptima” que permite obtener los mejores efectos.

La carga deberá entonces ser adaptada a cada jugador (según su nivel, el estado de su forma,…) 

Hacer un plan de entrenamiento, hacer un seguimiento del entrenamiento pero también conocer el estado de forma de los jugadores (gracias a aplicaciones como “trainingload pro” por ejemplo),… podría ayudarlo en la aplicación de sus principios de entrenamiento…

 

 


ÚLTIMOS ARTÍCULOS